Dresses and Chilaquiles: Películas Románticas

Published On Enero 24, 2014 | By Florencia Magaña | Dresses and Chilaquiles

Disclaimer: Ando romántica porque se acerca San Valentin (No me juzguen.)

Había una frase ñoña que vi más de una vez en estados del messenger que decía “¿Por qué todo el mundo quiere tener un amor de película, si sólo dura dos horas?” y solía reírme cada que la leía porque incluía un poquito de verdad en ella.

Pero no puedo evitar suspirar cada que veo una película romántica y miro detenidamente cada uno de los movimientos que ejecutan los artistas, presto atención a cada una de las frases y creo escenarios imposibles en mi cabeza donde un individuo viene y me dice alguna de las tantas frases que he memorizado y entonces me doy cuenta que estoy lista para ello y contesto lo que se debe y se crea una historia de amor que no durara dos horas sino toda la vida.

Pero la vida no suele de ser de película, y muchos menos los romances, porque no importa lo mucho que ensayes y planees las cosas, Justin Timberlake no te va a decir que te ama después de organizar un flashmob en Grand Central Terminal una hora antes, ni Jesse Eisenberg te va a decir que salgas con él y cambiara tu vida después de que lo hayas conocido hace una noche en un bar de Los Angeles. Pero tampoco esto significa que no vayas a disfrutar de una historia perfecta, entretenida, graciosa y sobre todo romántica en tu vida, porque, sin esperarlo, sin planearlo y sin las frases perfectas te encontraras hablando por horas con tu grupo de amigas sobre tu historia y sea buena o no, en tu mente pasara como una película.

P.D. Las películas a las que hice referencia fueron Friends with benefits (2011) y Free Samples (2012)

Fotografía de Tara Gadwell

Like this Article? Share it!

About The Author

Nunca me he roto un hueso, por lo tanto, no tengo huesos.

Comments are closed.