Sobre ausencias y pérdidas, Leticia Cortés

Published On abril 8, 2014 | By Alejandra Carrillo | Cultura, Libros

Siempre es un gusto encontrarse con poetas locales que logren, no solo publicar que ya constituye un reto, sino realmente lograr algo maduro y bien escrito como lo hizo Leticia Cortés agregándole el plus de que conmueve muchísimas cosas.

Nunca he entendido bien cómo es el proceso en el que los libros, los buenos libros, llegan a uno. “De tu ausencia y mis perdidas” llegó a mis manos casi por una coalición estúpida entre un fantasma del pasado reciente y su tormentoso regreso. Cuando lo abrí y pegué mi nariz a las páginas no pude soltarlo. Cuando vas por la calle con este libro en la bolsa sientes un extraño batir de seguridad. Como si el libro te acompañara.

La poesía de Leticia Cortés es un bagaje libre y etéreo de elementos de la naturaleza, madurez emocional, despedidas y añoranzas que van en ciclo desapareciendo y reapareciendo al compás de la determinación y la sensibilidad. Es una poesía que a mi parecer solo puede leerse en voz baja y a solas, sí, a solas. Ni uno solo de los poemas me pareció el mismo cuando lo leí a solas bajo el resguardo de las sábanas y el café a cuando se lo leí a mis amigos quienes solo interpretaban el corazón del poema y no el entusiasmo un poco lúgubre de todo el texto que en conjunto forma el poema. De la mutilación que exude, del grito (sin esperanza pero grito) que sale de las hojas. unnamed (7)

No pude evitar sentir que Leticia hablaba conmigo, que yo la conocía que me parecía familiar una especie de comunicación leve de escritora a lectora, o mejor dicho de poeta a paciente muy enferma.
Poeta, la poeta. Sí, le queda bien, por eso le escribí de inmediato con un intermediario con quien lleva celosamente el título de amigo de la infancia. Suyo.
Este libro, “De tu ausencia y mis pérdidas” se presentó en Casa Vallarta el 30 de Marzo del año 2012, hace ya dos años. Sin embargo al leerlo no puede dejar de parecerme nuevecito, recién salido de una máquina de escribir, pero eso es pura paranoia mía.
Este proyecto se logró realizar gracias al plan de becarios que fomenta el Consejo Estatal para la Cultura y las Artes (CECA), que subsidió la primera edición, que es parte de la Colección Becarios del CECA, que en conjunto con otros autores de distintos géneros literarios forman esta serie.INVITACIÓN LETICIA CORTÉS

“De tu ausencia y mis pérdidas” tiene una esencia única y muy fuerte. En 77 poemas te cuenta y te recuenta una historia de estar y no estar. Te quiebra la superficie, se pasa como Juan por su casa en las venas.

Leticia, amablemente respondió a mis interrogantes, las que después me arrepentí de haber mandado porque me surgieron otras. Pero luego entendí que en este caso jamás habría sido suficiente nada.

Mejor leerla.

Empecé a escribir poesía cuando era niña o al menos recuerdo que tenía una pequeña libreta que me había regalado mi mamá en donde me gustaba escribir. No la conservo, pero sí converso en la memoria las emociones que escribía. Creo que la poesía lleva un proceso de creación que con el tiempo se va puliendo. Cuando estaba ya por terminar la preparatoria escribí muchas cartas que enviaba por correo postal a Aguascalientes y La Paz, ya sabes, cosas del corazón. Esas sí las conservo de alguna manera en sus primeros borradores y ahí ya se nota mi inclinación por la poesía…

Leticia Cortés estudió Letras Hispánicas en la Universidad de Guadalajara, cuando se enteró que había ganado el estímulo de parte del CECA para escribir “De tu ausencia y mis pérdidas”, Leticia estaba pasando por un momento muy delicado respecto a  la salud de su padre, sin embargo, el libro está de pie muy firme y ella está muy conforme con el resultado.

Estoy contenta con “De tu ausencia y mis pérdidas”, a veces lo leo y sé que hay muchas fallas en la creación, pero está rescatable: no me quejo. La historia que cuenta es la de una mujer que ha perdido a un ser amado y tiene lo que patológicamente se llama “dolor fantasma” que es lo que le ocurre a las personas a las cuales les amputan una parte del cuerpo y el cerebro no registra la pérdida, así es que sigue teniendo dolor o comezón en esa extremidad cercenada. Creo que de alguna manera el amor es algo así. Para este libro vaya que mostré prisa y es algo que se nota, en un año lo escribí pero siento que le faltó mucho trabajo de corrección.

He llegado a creer al paso de la lectura que Letcia es una poeta nata, se lee así incluso cuando contestó la entrevistilla que le envié, en la que abre su pecho sin limitaciones y habla situada en un espacio que es sólo suyo, un universo particular al que solo podemos acceder por señas y en lapsos cortos de tiempo. La poesía, eso es su universo. La poesía:

Antes lo veía como algo que sanaba. Pero ahora sé que hay cosas que no sanan y que la poesía no es algo que cura. La poesía para mí es algo vital, es una manera de traducir algo que está en el aire: de aterrizar las cosas. Es escuchar lo que está presente en lo que me rodea. Está en todos lados: en una taza, en un calcetín, en el aparador, en el vecino que sale a gritar, en una enfermedad. Es algo que punza desde adentro, que sale y que vuelve a habitarme.

Siempre hay detonantes. La vida es un detonante general. También hay detonantes particulares. El poema está ahí. Ya está vivo. Lo que pasa es que tenemos que escucharlo para poderlo escribir.

Cada dolor tiene su sitio.

Pero a mí, a veces

se me entristecen las piernas

se me deprime el estómago

me lloran las fracturas expuestas.

A veces

necesito antiácidos para la memoria porque sí

los recuerdos son úlceras

llagas que sangran

y mi pus se debilita.

Se cansa la bilis de ser bilis.

A veces

me salen padrastros en el rabillo del ojo

y es inevitable no querer arrancarlo con lo visto

lo pertenecido lo asido por los ojos.

Dicen

que cada dolor tiene su sitio

pero mis lugares nunca son los mismos.

 webcam-toy-foto16

¿No es esta suficiente prueba de lo increíble de la creación literaria?  A mí me basta y me sobra con tanto y tanto que escurre de sangre el poema. Leticia es una mujer increíble, Leticia la autora de este libro que hago mío, Leticia la poeta. La Poeta con mayúsculas. La de  Baudelaire, Rimbaud y Verlaine, la de Pizarnik, Storni y (POR SUPUESTO) Sylvia Plath. La de los poemas que rondan a la cabeza, la de las Luminiscencias que están en proceso de creación y que yo quiero leer al acto.

  • No estoy muy segura de que este libro siga en las librerías a la venta, pero por si no lo has leído aquí en KÄ VOLTA tenemos la dicha de presentarte 5 libros “De tu ausencia y mis pérdidas” de regalo, la verdad es que no puedes perderte esta oportunidad de leer una magnífica obra poética y hacerla tuya. Lo único que tienes que hacer es dejar en este Post un comentario, al final nosotros nos pondremos en contacto con los ganadores para ponerles al tanto de la dinámica del regalo.
  • Agradezco profundamente a Leticia Cortés por la entrevista, redactada por una admirada lectora que hizo una lectura admirada. 

    Like this Article? Share it!

    About The Author

    Soy editora de la sección de Arte y Cultura en la publicación web Kä Volta Reportera en el diario impreso La Crónica Jalisco. Estoy en proceso de combinar mi vida de blogger y mi vida de gente (muy) seria. Me encantan el arte, los libros y los tragos ¡Contáctame! criticacerebral@gmail.com