CARTEL-final (1)

Bailar Apantalla: El festival de innovación en la danza

Published On febrero 16, 2016 | By Nidia Beltrán | Arte y Cultura, Danza
Fotografía cortesía de Cultura UDG

Fotografía cortesía de Cultura UDG

Llega a Guadalajara el Festival de danza Bailar Apantalla, bajo la dirección de Claudia Herrera, con quien conversamos a días de que de inicio la semana del programa que tienen preparado

El Festival Bailar Apantalla comienza este lunes, con talleres, presentaciones y eventos colectivos en los que se entretejen las artes audiovisuales, la música y la danza como eje central.

En entrevista, Claudia Herrera, directora de la compañía Crisol Dance, en donde se gesta todo el proyecto, habla sobre el origen del movimiento, hace siete años en el que “la video-danza resultó el plato fuerte”:

El Festival surge como una respuesta a la necesidad de dar a conocer qué es la video-danza, esta fusión de dos ámbitos artísticos [la danza y las artes audiovisuales] puede ser otra cosa: un lenguaje nuevo.

“Nosotros mismos [CRISOL Dance] hemos sido generadores y productores de lo que queremos ver”

Con estos toques, la danza está llamando mucho la atención, sumada a las artes audiovisuales. Y eso lo estamos aprovechando para incentivar el consumo del mismo.

Interior

Pero ¿cómo hacer de una disciplina, ya extraordinaria de por sí, una propuesta nueva? Herrera afirma que el Festival Bailar Apantalla surgió como una respuesta a lo que ella, como bailarina y consumidora de arte, quiere ver en escena, y al mismo tiempo ve desde la mirada del artista la necesidad que quiere plasmar en una presentación.

Este es un festival sobre una técnica específica, la videodanza, lo que puede atraer a más público especializado, adepto a las artes audiovisuales o a la danza pero que dificílmente resulta atractivo para el público en general, Claudia comenta que para la organización la expectativa es sobre todo tipo de público.

A mí me gustaría que este Festival fuera de la gente, porque a veces, lo que sucede con festivales, es que nos sentimos alejados de lo que estamos viendo. Entonces queremos tener las puertas abiertas para acoger a la gente y propuestas dentro de esta índole [para el público y para artistas]. Jaramar, el año pasado me dijo “Yo quiero estar en tu festival”, y con una artista de esa talla y sus ganas de renovarse, encontró lugar. Esto es lo que le da este Festival: esta innovación que está presente en todos los ámbitos.

El crecimiento del show es evidente.

Hemos hecho cosas muy buenas con muy poco, que también eso tiene que ver con la creatividad: cómo hacerlo y que no implique tanto. Porque hay mucha gente, muchos artistas alrededor que están apostando por el proyecto.

Lo que aprendí fue a abrirme a experiencias más nutridas, ricas y fusionadas. Porque mi idea –como inició- era sólo a la video-danza. Después comencé a experimentar involucrando también talleres, públicos diversos, baile de calle, mapping, foros formales y alternativos… Entonces Bailar Apantalla está dando cabida a más cosas: nos estamos abriendo a un panorama mucho más amplio, y estamos trabajando en diferentes vertientes: desde la producción, la generación de proyectos propios, el acercamiento con otras escuelas y con eso conocer qué hacen en otros lugares, conocernos entre artistas.

Bailar Apantalla tendrá dentro de su programación una mezcla de eventos de todo tipo. Inaugurando con un espectáculo multimedia y experimental, reuniendo cantantes, bailarines y actores en una estética de música Mesoamericana, con siete compositores en escena.
Todos los eventos eran de entrada libre hasta esta edición, en que tendrán un costo de entrada general de 50 pesos, la directora busca ser fiel a su visión de hacer al público consciente del costo del arte:

Es importante que la gente tome consciencia de que el arte no es fácil. Los bailarines deben tener la disciplina de entrenar todos los días.La gente de repente no piensa que la danza, como lenguaje, cuesta muchísimo: dinero, disciplina y entrenamiento diario, que no es llegar a bailar a un evento sólo por “ser bailarín”. Lo que yo he vivido en esta experiencia quiero aplicarlo para hacer un movimiento que sea un boom para la danza. Pero no es sencillo y quiero recordarle a la gente de que es como cualquier otra disciplina. Que sepan que esto es un costo representativo, de 50 pesos; que el costo sería de 250 a 450 pesos. Pero vamos bien, ya se conoce el Festival, que no se conocía, ya generamos expectativa y a partir de eso queremos enganchar a la gente, tenerla entusiasmada para que pueda pagar el boleto, ahora de 50 pesos, y más delante de 250.

Captura de pantalla 2016-02-14 a las 18.12.30Captura de pantalla 2016-02-14 a las 18.13.01Captura de pantalla 2016-02-14 a las 18.12.47

Like this Article? Share it!

About The Author

Volteo hacia arriba cuando paso por debajo de un árbol, tengo palabras favoritas para pronunciar, leer y escribir. Soy comunicóloga y fotógrafa siempre en formación. Busco retratar y escribir lo que veo que da vida a mi alrededor. Me gusta la cultura callejera: la que se escucha en una conversación ajena, o en la mezcla de géneros de un músico local.