division-ft-kv

División, 20 años de voces que nunca se acaban

Published On octubre 11, 2016 | By Iván Serrano Jauregui | Conciertos, Música

Durante más de dos horas la agrupación hizo un amplio recorrido musical, como parte de la celebración de sus dos décadas de historia

Como un libro dividido por capítulos fue el concierto que División Minúscula ofreció a los tapatíos el pasado domingo. Una serie de cortinas, con emblemas de cada álbum discográfico de la banda, era el indicador de las distintas etapas a las que el público y los cinco integrantes se remontaron durante dos horas y 45 minutos.

Quince a las 20 horas Javier, Kiko, Efrén, Luke y Ricci aparecieron en el escenario del Teatro Diana. El pretexto era presentar su nuevo EP, Secretos, aunque en realidad la intensión iba más allá, pues el verdadero objetivo fue viajar a través de las canciones que más han significado para sus seguidores.

divisionm-k-23

El desierto

La primera cortina que apareció tras el escenario mostraba una carretera que se dirigía al horizonte de un desierto; División comenzó a contar sus Secretos. El sonido de los sintetizadores creaba una melodía que daba la bienvenida a los cinco norteños. Al salir Javier Blake los gritos aumentaron.

La banda, con serenidad, interpretó los cinco temas en el mismo orden en que son presentados en el EP: Día de juicio, Frenesí, Miss Terrorista, Sin nombre y Secretos.

El puente

La cortina del desierto se levantó y en su lugar apareció una que mostraba la silueta de un puente sobre un fondo azul; una imagen que resulta familiar para quien tuvo de cerca el álbum Extrañando casa. Dejaron de ser pocos los presentes que cantaban a pie; un grito apareció tras sonar los clásicos acordes de punk rock.

El público se transportó al año 2001. Con un sonido menos melancólico y una canto respaldado por miles de almas, División interpretó los temas Extrañando casa, Hombre nuevo, Feliz primer aniversario y Simple.

“Este año se cumplen 15 años de este disco Extrañando casa. Muchas gracias a todos los que han hecho de este álbum de canciones adolescente ‘el soundtrack'”, comentó Javier Blake.

divisionm-k-10

La fiera

El happy punk se transformó en un rock más potente. Tocó el turno de una cortina cuyo escudo era un felino alado; el público viajó diez años atrás con Defecto Perfecto. Sonaron S.O.S, Soundtrack, Cada martes y Me tomé una pastilla, cuyo final incluyó un fragmento de la canción Put your head on my shoulder.

Hubo una pausa para tomar aliento y permanecer en el mundo del Defecto. Los asistentes comenzaban a invadir las escaleras para ver más de cerca a la agrupación. Javier comenzó a cantar Sognare, sólo con la presencia de Efrén en la guitarra; cerca del final de la canción, el resto de los integrantes se incorporaron para completar la emblemática melodía.

El ancla

Cual un tatuaje de marinero, dos sirenas con espadas y abrazando un ancla aparecieron tras el escenario; se dio la bienvenida al álbum Sirenas con Muriendo en un simulacro.

Cuando interpretaron Tan fuerte, tan frágil la gente ya bailaba de pie sin restricción; el ritmo de la canción lo marcaban las palmas del público.

Con intros prolongados y nuevos arreglos, División presentó Control, Nuestro Crimen y Préstame tu piel.

“Quiero aprovechar para levantar mi vaso y desearles salud: salud por División, salud por ustedes, salud por Guadalajara. En Guadalajara tengo las mejores noches de mi vida, gracias por abrir las puertas de su ciudad”, dijo Javier antes de tocar Luces de esta ciudad.

La noche de rock contrastó notablemente cuando el sonido de la banda de Matamoros cambió a una melodía country. Al público le agradó escuchar Casa de Cristal, Año nuevo y Cursi, la más coreada de la presentación.

divisionm-k-20

La pared

Una cortina con el nombre División en una pared de ladrillos, indicó el inicio del último capítulo. La banda interpretó Humanos, Cazador de sueño, Sed, Diamantina, Si este mundo acaba hoy y Voces, que según Javier Blake fue escrita para sus seguidores. El vocalista hizo una pausa para presentar a cada uno de los bien conocidos integrantes del quinteto.

Los presentes no paraban de gritar “Sismo, sismo”; División Minúscula interpretó la canción deseada, una de las más importantes de sus carrera. La gente cantó al pasado, a los recuerdos que se empalman con la música de una banda referente del pop punk rock mexicano.

A las 22:30, a casi tres horas de haber comenzado el concierto y tras 31 temas musicales interpretados, los instrumentos dejaron de sonar, División agradeció a los tapatíos y la muchedumbre evacuó el teatro.

Fotografías de Noé Blanco para Kä Volta®

GALERÍA

Like this Article? Share it!

About The Author

(@ivanBien) Reportero en #Arte y #Música de Kä Volta • Licenciado en Periodismo, por la UdeG. Egresado de ISC, por la UAG • Voz ID de una universidad. Desarrollador web. Corrector de estilo en una oficina de comunicación • Aficionado de la cultura popular, los medios informativos, las TIC's, las artes plásticas y el diseño gráfico y editorial • Resiliente/Nauta/Errante • Busco avanzar y a veces lo hago #bien.